Home » PBC – Prevención de Blanqueo de Capitales

¿Qué es la Ley 10/2010 de Prevención del Blanqueo de Capitales y Financiación del Terrorismo, PBC-FT?

El objeto de esta ley es la protección de la integridad del sistema financiero y de otros sectores de la economía, estableciendo una serie obligaciones que los denominados sujetos obligados deben adoptar para evitar el blanqueo de capitales.

¿Quiénes son sujetos obligados?

En el Capítulo I, Artículo 2 de la PBC están relacionados las entidades, empresas, profesionales, sociedades, fundaciones, asociaciones, etc., que por su actividad tienen la consideración de sujetos obligados y por tanto deben adoptar las medidas y procedimientos para el cumplimiento de la misma. En la actualidad el sector financiero (entidades financieras fundamentalmente la banca, casinos, promotores inmobiliarios, etc.) cumple en un altísimo porcentaje con la PBC, motivado porque desde principios de los 90 y hasta el año 2010 se habían mantenido dos regímenes de sujetos obligados, el régimen general que afectaba directamente a este sector y  les hizo implantar estructuras de áreas de cumplimiento  y herramientas informáticas avanzadas. No así el régimen especial (galerías de arte, joyerías, asesores fiscales, auditores de cuentas, etc) donde el grado de cumplimiento es inversamente proporcional al régimen general motivado por el desconocimiento que viene dado, en parte, por la falta de un Reglamento de Desarrollo. Pero que no exista un Reglamento de Desarrollo no exime de las obligaciones a los sujetos obligados.

Ojo, cumplir con la normativa vigente en esta materia no es hacer un curso de PBC, efectivamente en el caso de tener empleados el Capítulo IV sobre medidas de control interno, en su Artículo 29 advierte que el sujeto obligado adoptara medidas para que sus empleados conozcan la ley debiendo acreditar la realización de cursos específicos en esta materia. Pero la PBC  es algo más que un curso, es la obligación de adoptar medidas y procedimientos, comunicaciones, etc.,  encaminados a detectar e impedir el lavado del dinero obtenido de forma ilícita.

¿Quién sanciona si no cumplo con la normativa vigente?

El Servicio Ejecutivo de Prevención de Blanqueo de Capitales, SEPBLAC, es el Órgano encargado de velar por la aplicación de lo dispuesto en la Ley. Las sanciones por el incumplimiento de la misma son:

LEVES – Para la compañía amonestación privada y multa de hasta 60.000.-€

GRAVES – Para la compañía amonestación pública o privada y multa hasta 150.000.-€

-Para directivos amonestación pública o privada, multa de hasta 60.000.-€ y suspensión en el cargo hasta 1 año.

 MUY GRAVES – Para la compañía amonestación pública y multa de hasta 1.500.000.-€

– Para directivos multa de hasta 6000.000.-€ y separación del cargo e  inhabilitación de hasta 10 años.

 Igual que en la LOPD y la LSSI-CE, DURA LEX SED LEX, traducido al castellano LA LEY ES DURA PERO ES LA LEY.